Posteado por: arnaldomirabal | 1 abril, 2014

Ramón Pacheco confirma parte de la historia

Ramón Pacheco con colegas de Vanguardia

Ramón Pacheco con colegas de Vanguardia. Foto: Carolina Vilches

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El lunes dejó de ser esos días de entumecimiento cuando la noticia de un triste suceso ocurrido en el Estadio Augusto César Sandino, de Santa Clara, activó la jornada y puso en vilo a la provincia de Matanzas.

En aras de descubrir la verdad me di a la tarea de indagar sobre el acontecimiento, pero la búsqueda resultó infructuosa. Al parecer todo era una “bola malintencionada”, y yo, víctima de la desinformación, me había ido con la de trapo por publicar el hecho sin contrastar fuentes.

Si algo he aprendido en mi breve ejercicio como profesional de la prensa, es que cuando en Cuba el río no suena, ¡corre, que trae un seboruco!

Muchos me han criticado por estos días, y a la verdad, muchos más me han defendido. Se me acusa de ser liviano, mal periodista, alimentar el Morbo, poco profesional, ignorante del abc del periodismo: contrastar fuentes o triangular la información.

Pues ayer me dediqué todo el día a la tarea de buscar información sobre lo que realmente había sucedido. Curiosamente, quienes negaban el hecho, desconocían que la radio provincial de Matanzas había informado desde horas tempranas los acontecimientos, incluso, se mencionó el desaguisado sufrido por el fotoreportero Ramón Pacheco Salazar.

En horas de la tarde, luego de tanto indagar con colegas de aquel territorio, me llegó una audición afirmando lo sucedido, y temerario, como a veces también deben ser los periodistas, tomé la grabación, la transcribí y la publiqué en mi blog, con la esperanza de deshacer el manto de silencio.

Al publicar el post empezaron a llover las informaciones, y a despejarse la niebla. Una colega, que momentos antes lo había negado,  reconoció que realmente había ocurrido el triste suceso.

De más está decir que mi motivación se debe a mi amistad con Pacheco, de quien me enorgullezco de ser amigo, excelente profesional, a quien tanto respeto, por eso me lastimó que resultara víctima de tal confusión, y que nada se dijera.

Por favor, aprendamos a luchar por la verdad, a buscarla, no esconderla, el miedo a lo qué dirán los otros o el enemigo no nos puede paralizar, la verdad debe ser el alfa y la omega de todo periodista revolucionario.

Por suerte hace un rato hablé con Pacheco, y sí sufrió la violencia de la policía, sí lo esposaron, sí lo montaron en una patrulla, la cámara sufrió un golpe, y lo dirigieron a una estación de policías. ¿La razón? Como bien dice el veterano y multipremiado fotógrafo: “cumplía con mi misión y profesión”.

Me piden más fuentes y que contraste las informaciones, aquí les va: una oficial del MININT, para ser más exactos, Teniente Coronel, que asistió al encuentro deportivo del fatídico domingo, reconoció los excesos de parte de la Brigada Especial.

¿Se necesitan más pruebas?, varias personas se han dirigido a la Delegación del MININT en Matanzas, con marcas en el cuerpo para denunciar el maltrato de la policía.

Tengo muchas más pruebas, y más fuentes, pero prefiero mantenerlas en el anonimato, por su bien. Una de esas personas, las mismas que me acusaron de nada serio y poco responsable, aseguró que las fuerzas del orden no están preparadas para reconocer a los profesionales de la prensa.

Y amárrense del asiento, según esa misma fuente, ¡con cargo en medio de prensa!, lo sucedido a  Pacheco se debió a que “lo vieron negrito, bajito, y lo confundieron”. No aclaran con qué o con quién lo confundieron.

Le zumba, ya no solo peligramos los periodistas o fotorreporteros, que se cuiden también los negritos bajitos. Tienen razón, a veces hasta yo mismo dudo de mis competencias profesionales.

 

 

 

About these ads

Responses

  1. Reblogueó esto en La esquina de Lilith.

  2. Asere me quedó sin palabras, hasta racismo hay en esta historia… Hace unos días, en Minas, durante una fecha del nacional de fútbol vi como policías locales agredíaan a jugadores del ¡equipo local Camagüey¡ tras una confusión… Le zumba el mango. Hace mucho tiempo a algunos policías en Cuba (pa no decir una buena parte) se les va la mano con la autoridad. Gracias por este post Arnaldo, y por el anterior, deja que te juzguen todo lo que quieran, solo recuerda que gracia a ti y a tu preocupación se esclareció este hecho. Un abrazo desde Camagüey….

  3. […] Fuente: Revolución. […]

  4. Este hecho no debe resultar solo alarmante porque ocurrió contra un periodista. La violencia toda -incluida la policial, que abunda más de lo que se quiere reconocer, y me refiero no solo a la física, sino también al abuso de poder- es aborrecible. Sucesos como este no deberían ocurrir, ni a profesionales de la prensa ni a ningún otro ciudadano. Admiro la valentía de la denuncia.

  5. Todo el problema es q Matanzas no le ha dado tregua a villa Clara y hay q emprenderla con los fanaticos de los cocodrlilos cosa q no debe se hay q saber perder tambien,en nuestra Prov. se critco lo sucedido Cuando un pelotero De Matanzas agredio al de los Naranjas.Creo q esto esta mal y mas q lo hagan los q estan para poner orden y evitar q ocurran hechos desagradables.Para mi criterio deben tomarse medidas con los autores..finalmente digo q MATANZAS CAMPEON…

  6. Sabes que pasa Arnaldo?Q se dice que en Cuba se hace periodismo pero nos aburrimos cuando vemos el noticiero, cansados de todos los sobrecumpliemientos y actos politicos.
    Sabes que sucede ademas? Q las fuerzas del orden hace y deshacen y nadie ni nada hace ¨nada¨.Maltratan, agreden y cometen injusticias pero no impota pq desacreditamos nuestra policia.LA VERDAD NO SE ESCONDE PQ PECAMOS DE ECHAR EL POLVO DEBAJO DEL TAPETE.Siempre digo que es mejor aclarar desde aqui q confusion desde alla…donde sea eso…
    Y lo de negrito y bajito va mas alla…va con el arrastre de conceptos y teorias racistas que arrastramos desde Lombroso y Castellamnos en Cuba..pero esa es otra historia…

  7. […] Le zumba, ya no solo peligramos los periodistas o fotorreporteros, que se cuiden también los negritos bajitos. Tienen razón, a veces hasta yo mismo dudo de mis competencias profesionales.(Tomado del Blog Revolución) […]

  8. Es de agradecer y felicitar por la valentía de publicar esta denuncia de lo ocurrido, pues yo tengo constancia de todo lo ocurrido por varias personas de Matanzas que estuvieron presentes y me han relatado lo mismo, el abuso de la policía con los seguidores y con el periodista. Esto no puede suceder mas y hay que actuar en contra de estos actos y otros como el racismo, el abuso de autoridad, el maltrato y la violencia de genero… Espero que Matanzas sea el nuevo CAMPEON…

  9. yo creo que hay que denunciar y que hay que llegar a sanciones, a un proceso legal… eso debería hacerse…

  10. Primera vez que llego aquí, de casualidad, gracias a un comentario en La Joven Cuba. Soy matancero pero no por eso escribo sino por la cobardía de la inmensa mayoría de no querer o hablar sobre el suceso. Estuve en parte en contra de las medidas en el juego de Matanzas, veo bien la de Freddy Asiel porque además fueron 3 pelotazos no “el pelotazo” pero en el caso de Demis se fue blando, en mi opinión lo separaba del béisbol de por vida, pero volviendo al tema, es inconcebible lo sucedido en el Sandino, y por eso tienen que responder las máximas autoridades a cargo de la seguridad de la instalación durante el juego, máxime cuando de testigo hay una Teniente Coronel del MININT, y debe informarse en los medios lo sucedido, se hace más daño ocultando la información que dándola, al final esta sale por “Radio Bemba” y eso es peor porque sale desvirtuada.
    Y para rectificar a una persona que aduce que estos problemas vienen desde el juego en Matanzas; en la pasada serie en loa play off hubo agresiones en Villa Clara a aficionados de Cienfuegos y Matanzas durante la semifinal y la final ¿o también van a decir que no es cierto?
    Siga así Arnaldo, la verdad siempre tiene que erigirse gústele a quien le guste y pésele a quien le pese.

  11. Desde 1980, cuando debutaron los Actos de Repudio contra los que se iban legalmente por el Mariel, los periodistas miraban para otro lado. La cobardía a denunciar el atropello, la brutalidad policial y el abuso de poder, tiene más de 3 décadas . Ahora le pisan el callo a un informador y es que se dan cuenta que hay violencia policial. Siempre la ha habido, señores.
    Lo sensato es pedir en la prensa que se depuren responsabilidades y se castiguen a los culpables.
    Se abrió la veda y se comienza a perderle el miedo al abuso policial.

    • Nací un poco más acá de los 80, no alcancé a ver los sucesos del Mariel, pero según me han contado eran los ciudadanos, y no la policia, quienes repudiaban, existieron excesos, lo reconozco, pero por parte d ela población, no pretendo justificar pero eran años de grandes pasiones, no es que haya mermado esa pasión, pero hoy quienes emigran regresan, antes se marchaban por política, existía cierta polaridad, hoy la emigración es económica; no se puede soslayar los antentados terroristas que se organizaban desde el Sur de Florida, por eso me hago una idea de qué motivaba a quienes sinceramente repudiaron a esos que partían a vivir en aquel lugar tan violento. También existieron los oportunistas, contra esos luchamos los periodistas, los oportunistas de ambas orillas, los extremistas de aquí y de allá, pero lso de aquí nunca han colocado una bomba en un hotel, ni indendiado un cañaveral.


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 206 seguidores

%d personas les gusta esto: